sábado, 11 de agosto de 2012

RECORDANDO A...EL EDIFICIO BERGÉ

Mucho se ha hablado y durante muchos años, en diversos medios (prensa, radio, tv, ahora en internet...) sobre el malogrado edificio que D. Juan Vidal Ramos, proyectó para Felipe Bergé en el vistoso chaflán de la Avda de Alfonso el Sabio, esquina a Calderón de la Barca 2 en 1922. Compuesto inicialmente por planta baja, 5 pisos y ático y coronado por unos ornamentados remates que coincidían con los potentes miradores rectangulares (2 en Alfonso el Sabio y otros 2 en la C/Calderón de la Barca) y una gran cúpula sobre el mirador poligonal que tenía el edificio sobre el chaflán de ambas calles, pues poco duraría con esa configuración, puesto que solo 10 años después en 1932, la propiedad decidía adelantar el ático a fachada y así obtener 134 m2 útiles supletorios para alquilar (recordemos que el edificio siempre tuvo sus viviendas y locales en alquiler para lo que fue esencialmente construido, no siendo nunca dividido horizontalmente, lo que facilitó su venta y derribo para una posterior edificación).
La consecuencia del adelanto a fachada del ático, fue la desaparición de los remates de los miradores (con cupulines y girnaldas varias de una altura más que considerable),  de las cornisas que remataban esa planta y la disminución de la vistosidad de la cúpula del chaflán, que quedó parcialmente embebida entre las paredes colindantes.
El resto de la historia ya la conocemos: los propietarios estuvieron intentando declarar el edificio en ruina muchos años (normalmente era un paso que los propietarios de edificios iniciaban siempre, con la esperanza de deshacerse de los inquilinos de bajo alquiler, para no tener que pagarles indemnización alguna), hasta que lo consiguieron y además con el argumento de que el edificio que lo iba a sustituir, sería también "singular". El resultado ya sabemos cual fue.
 Estado del edificio en 1979. Imagen extraída de los "Libros negros" del Colegio de Arquitectos de Alicante.
 Las fotografías de hogueras siempre han dado una valiosa información sobre el entorno. Imagen de Josep Alcañiz, para la exposición Fogueres en el record, la foguera es "Turismo en la historia", de Víctor López, 2º premio categoría Especial de 1971. Información gentileza de Armando Parodi.
En este caso estamos aún en 1931 y como vemos no se ha reformado la fachada. La imagen es una gentileza de Armando Parodi y forma parte de la portada de su magnífico libro "Alicante Arte y Fuego" del que podéis tener más información si pincháis "AQUÍ"

 Aquí se aprecian los remates, cupulines y cornisas originales.
En la medianera del edificio se observa la diferencia de color del ático adelantado a fachada.
 La primera fachada proyectada. Muy similar a otras de su autor, especialmente a la casa Gómis Ivorra de Alfonso el Sabio/Constitución y de Paseo de Soto/Pintor Cabrera.
 Distribución original para los pisos bajos con algunos dormitorios sin ventilación directa a fachada o patio. No están dibujados los miradores ni los balcones que al final se construyeron.
 Distribución para el ático adelantado con cambios en los dormitorios. Aquí ya están los voladizos definitivos.
 Nueva fachada de la última planta proyectada en 1932.
Tres colosos de D. Juan Vidal Ramos: el Monumental, el Mercado Central y el Edificio Bergé.
Y como siempre la música, que en esta ocasión nos la trae Los Brincos con su "Tu me dijiste adiós" que es lo que pasó con la ciudad de Alicante y con el edificio Bergé (y con el Monumental y con tantos otros).


10 comentarios:

  1. Menudos edificios tan chulos que teníamos. Este último del que hablas fue sustituido por otro que no se le parece casi en nada. Y esto lo permitiría alguna persona con nombres y apellidos. Yo creo que en Alicante, los que nos gusta la ciudad y creemos en la conservación del patrimonio debíamos promover placas o alguna web donde aparezca el nombre del alcalde, concejal u otros responsables que permitieron que se derriba el monumental o el edificio bergé. Que se les caiga la cara de vergüenza de pasear impunemente por esta ciudad. ¿No crees?.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Pero tú crees que tendrían vergüenza? ¿Tú crees que Alperi tendría vergüenza por haber derribado el Cuartel de Benalúa para nada? ¿Lassaletta la beneficencia de Campoamor para estar 20 y tantos años sin hacer nada? ¿Castedo los tinglados de la Estación de Madrid que era urgentísimo para el AVE que ni se sabe cuando llegará? Y aún quedan cosas : ¿Tendrán vergüenza por derribar los almacenes de la C/Portugal para hacer un aparcamiento vertical o dejar perder el mosaico de Gastón Castelló en la mezquita de Pino Santo?.

      Eliminar
  2. Fíjaros en el detalle. En el plano pone sobreescrito "Alfonso el Sabio". La razón es sencilla. Al proclamarse la República se aprueba, pero no se lleva a la práctica, que Alfonso el Sabio pase a llamarse Av. 14 de abril. Tras algunas quejas lógicas que no veían sentido a eliminar al rey Sabio simplemente por ser Rey, la avenida mantuvo el nombre y 14 de abril pasó a ser la hoy llamada plaza de Calvo Sotelo. Creo que se llegaron a editar callejeros con el cambio...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues gracias, porque no sabía lo que se había tachado.

      Eliminar
  3. Que lastima que todo aquello que tenia un equilibrio entre las formas y el entorno termine siendo pasto de una aparente necesidad financiera.
    Hay edificios que deberían ser conservados siempre o nunca ser construidos para no verlos desaparecer.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre, la primera parte de tu último párrafo la comparto, la segunda ya no...Otro abrazo y gracias por comentar.

      Eliminar
  4. Magnífico reportaje, EKK. Ay, el edificio Bergé. Intentamos comprarlo pero no querían venderlo. Lassaletta ayudó todo lo que pudo, pero no querían vender, quiero decir que no querían vender a cualquier precio. No obstante tu afirmación, recuerdo que había un propietario mayoritario que, si no recuerdo mal, tenía dos o tres plantas y ese, precisamente ese, no quería vender a un precio razonable. Otros propietarios con participación minoritaria, si estaban dispuestos a vender, incluso tuvimos reuniones en la oficina de Vallehermoso en La Rambla, sería el año .... (entre el 91 y el 94, creo). Una pena de edificio derribado. Nosotros planteamos la rehabilitación, pero no pudo ser. Lástima.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí: una verdadera pena porque en realidad lo que se ha ganado en edificación respecto al original son los sótanos y quizás un ático, el resto más o menos es lo mismo...Pero como siempre, los que deben de velar porque todo esto siga en pie es la administración correspondiente.

      Eliminar
  5. El problema es que cada vez va quedando menos y parece que todo se iba a parar con la democracia, el final del desarrollismo devorador, y no fue así. Por desgracia. ¿Caerá también el Ideal por desuso?.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si se les mete entre ceja y ceja: ni lo dudes.

      Eliminar

Si tienes que decir algo...escribe aquí y gracias por tus comentarios.