jueves, 8 de julio de 2010

EL TEMPLETE DE LA EXPLANADA Y SU REFORMA...

Así se ha quedado nuestro querido Templete de la Explanada, la mal llamada "Concha". Esa fantástica construcción, levantada antes de poner el famoso e internacionalmente conocido pavimento de mármol que tantas y tantas veces ha sido la imagen de la ciudad, fue proyectada por Miguel López González y finalizada en 1954, para albergar a la Banda Municipal de Música. Supuso un ejercicio de modernidad, nunca suficientemente valorado por la sociedad alicantina, llegando a tal extremo que, hace no mucho tiempo, se pensó por nuestras autoridades, la demolición del mismo.
¡Qué facil resulta en Alicante eliminar los edificios y las piezas arquitectónicas más emblemáticas de la ciudad!
Afortunadamente, el sentido común prevaleció por una vez y se conservó. La estructura formada por tres U de acero recubierto de hormigón, supuso un revulsivo en la arquitectura alicantina de la época. Hay que tener en cuenta que actuaciones coetáneas son la Plaza de la Muntanyeta o la Plaza del Ayuntamiento, así como muchos de los edificios "clásicos" de antaño (por ejemplo el 'Vitalicio' de la Rambla).
Pues bien, desde su construcción, una serie de desafortunadas actuaciones han ido transformando la fisonomía del templete y desvirtuando la obra de su autor. Primero fueron las jardineras que rodeaban el escenario que fueron cegadas, luego las luminarias longitudinales que había en el voladizo y sobre las ventanas... y ahora las ventanas han sido tapiadas, el color ha sido cambiado por un "blanco roto" y el escudo que formaba parte de la tarima de el director, ha desaparecido. Desde aquí mostrar nuestro total desacuerdo con las labores llevadas a cabo en el mismo, no sólo por el cambio de fisionomía de uno de nuestros emblemas culturales, sino por la desaparición del escudo clásico de nuestra ciudad. Para colmo, desde el Ayuntamiento su explica que "el escudo ha sido eliminado porque impedía la correcta visión del escenario" y que "pronto se pondrá uno más pequeño".
Resulta desconcertante que en pleno siglo XXI, y con los lamentables antecedentes ocurridos en nuestra ciudad con nuestro patrimonio, se sigan llevando a cabo actuaciones tan desastrosas desde el Consistorio. Más aún, cuando existe un amplio directorio documental y fotográfico sobre el templete que habría ayudado y mucho en las labores de rehabilitación si se hubiera querdio hacer bien.
Que Alicante tropieza de nuevo con la misma piedra, es una máxima que se repite habitualmente.

Septiembre de 2009

Foto de roncon28 de Panoramio

Escudo original. Atribuido a José Gutiérrez y desaparecido.

Foto de cuky de Panoramio

Peana actual, que sustituye al anterior escudo de Alicante.


Vistas del estado actual del templete.
Precisamente, no quiero dejar de enlazar un artículo que hice aquí mismo hace unos días, en este mismo blog, donde puse una simpática recreación que la barraca de Els Chuanos, hicieron para la portada de su barraca en la C/Belando, que podéis ver pinchando aquí , referente al templete sin "tunear".
Sabéis que normalmente siempre pongo música en casi todos mis artículos y con más razón en éste, que trata de una edificación hecha por y para ella: La Música. Y aunque suene raro, voy a poner la pieza "Tonight" de West Side Story, compuesta por el gran Leonard Bernstein. Y todo tiene su explicación, porque fue la primera partitura moderna que escuché allí, en el Templete a la Banda Municipal. Hasta entonces su amplio repertorio, no contaba con pìezas contemporáneas, himnos, marchas, zarzuelas y todas estas cosas, eran lo habitual. Pero me quedé impresionado al descubrir que una canción de no hacía demasiado tiempo, también podía quedar magistralmente tocada bajo la batua de D. Moisés Davia Soriano.

7 comentarios:

  1. Agradezco a Alicante Vivo, sus personales pinceladas al texto.

    ResponderEliminar
  2. Qué manía de blanquear y "apastelar" todo Alicante. ¿El escudo antiguo no servía de respaldo al antiguo atril del director de la banda? Ahora es como si le faltara algo al templete, pero al menos el melómano público podrá admirar la curvatura del trasero del respetable señor... espero que el escudo no haya sido llevado al escombro y que al menos esté almacenado a buen recaudo.

    ResponderEliminar
  3. Eso Jose: igual hay gente que se alegra la vista a la vez que se deleita con bonitas composiciones musicales. No, el escudo al parecer lo tienen guardado y lo piensan poner ¡en el escenario!. En fin.

    ResponderEliminar
  4. Pros y contras. El templete fue diseñado para conciertos de bandas de música, pero ciertamente cuando se le ha dado uso para otro tipo de géneros el escudo se ha convertido en un auténtico estorbo, de verdad. Un contaor de flamenco queda tapado, también un baile o coreografía, al igual que mucho grupos de música. Lo he vivido y es un gran problema, eso sí si la practicidad se consigue a través de la destrucción o abandono del escudo, por ahí no paso. Respecto a lo del color, cada uno tendrá su gusto, a mí en particular me gusta más en blanco... pero lo importante es que creo que con ello no se varía en nada sustancial el hito arquitectónico.

    Ché... ¡no vamos a estar de acuerdo en tó!.

    ResponderEliminar
  5. Pues no, la pluradidad de opiniones es una cosa natural. Pero ya sabes quien tiene razón ,ajajaja. Hablando en serio, es un sitio para eso: para bandas de música y alguna otra cosa más. Sobre todo porque la visibilidad es bastante mala siempre ya que de frente hay pocas localidades y efectivamente 4 o 5 sillas por otras tantas de fondo, se verían privadas de la visión correcta por el escudo. Pero ten en cuenta que el grueso de público, lo ve todo de forma lateral, es decir: tampoco ninguna maravilla, no estamos hablando de un buen teatro, sino de un sitio (maravilloso) para escuchar buena música al aire libre en un marco incomparable. Respecto al color, pues bueno, son ganas de camnbiar las cosas porque sí, dentro de unos meses la parte trasera, estará hecha una pena, toda chorretosa del polvo, de la contaminación y de lo poco que llueve. Tiempo al tiempo. De todas formas, podemos dar gracias de que Alperi se le olvidara derribarlo como quería.

    ResponderEliminar
  6. Sobre el color, podrían haber probado con un blanco "más roto" si cabe, porque también pienso que en pocos meses la espalda delatará mucho la contaminación. Mientras no le pongan la línea asalmonada, que lo suban un poco de tono.
    Sobre el atril-escudo, no estará con el niño flautista, ¿no?
    * Ahora que remodelarán la pasarela del Postiguet (con ascensor en el muro del Rabal Roig!!), ¿tienes artículo sobre ella?))

    ResponderEliminar
  7. Sí, claro con bolero y todo, jejeje... http://alacantideprofit.blogspot.com/2010/02/la-pasarela-de-el-postiguet-por-el.html

    ResponderEliminar

Si tienes que decir algo...escribe aquí y gracias por tus comentarios.