miércoles, 24 de febrero de 2010

Peña Blanca y Capitol, un antes y un después...

Francisco Muñoz Llorens proyectó en 1963 dos edificios contiguos en la Playa de San Juan en una parcela de 3.900 m2, con fachada a la Avda de la Costablanca 89 y a la C/Carmelo Simón Pla. Son dos torres bastante curiosas, una con 12 y la otra con 13 plantas. En ambas, las viviendas son prismas que van alternándose con grandes voladizos, dando lugar en pisos con distinta orientación a miradores con anchos ventanales o a amplias terrazas según la fachada, formando un ejercicio de modernidad y atrevimiento por lo pronunciado de los voladizos.


En estas fotos aéreas (de Alicante Vivo), se observan los dos edificios en su estado original.
El conjunto se pinta totalmente en blanco, excepto los techos de las terrazas, que se hace en azul marino, unos colores muy usados por el autor en la época. Antes de finalizar su construcción, la torre más alta, se vende al Banco Exterior de España, que lo utiliza  durante muchos años como residencia veraniega para sus empleados hasta que por las sucesivas adquisiciones, fusiones y ampliaciones, el banco desaparece y se decide vender el edificio.  La nueva propiedad, aprovecha únicamente la estructura (con lo cual no pierde cubicación al tratarse de una especie de rehabilitación) y rehace totalmente el edificio, eliminando los voladizos y ocultando el castillete del ascensor bajo una cubierta inclinada. En la otra torre y debido a fallos estructurales, los voladizos también desaparecen como tal, al tener que afianzarlos con nuevos pilares metálicos, para evitar su desplome (además de los consabidos acristalamientos).

Los edificios en la actualidad.
 El resultado es el que vemos: totalmente diferente a lo que había en un principio: dos elegantes, pensadas y modernas torres y ahora tenemos un edificio totalmente distinto (confieso que me gusta) y otro que si bien no ha pretendido cambiar, lo ha hecho por necesidad.
Por supuesto múscia relacionada y en esta ocasión me atrevo a poner el No cambié de Tamara (no voy a poner la mala ni la buena, jajaja), que podéis escuchar si pinchaís  aquí , que por cierto, mucho si la mala o la buena, pero fue un éxito indudable (hasta fue sintonia de un anuncio de Telefónica).

11 comentarios:

  1. El rojo es uno de mis edificios favoritos de la playa de San Juan, vaya curiosidad.

    ResponderEliminar
  2. A mí también me gusta, pero es una pena que se haya desfigurado enl anterior...

    ResponderEliminar
  3. El rojo es el Capitol?. No puedo dejar de imaginarme los dos edificios gemelos y sin los pilares. Son de esos edificios de libro de arquitectura.

    ResponderEliminar
  4. TEngo por ahí una foto promocional de los 60. TE la busco. Fue uno de los primeros edificios de la zona. Antes incluso que la aavenida

    ResponderEliminar
  5. ¡Qué chulo!, yo lo más antiguo que tengo (ya las publiqué en AV) son de la Finca Adoc y de unos vecinos de estos: el Condominio Don Pedro. Pero claro, la avenida se pavimentó en 1973 o 74 y yo creo que tomó su actual nombre incluso un poco más tarde, antes lo llamaban la Gran Avenida. Estos dos y uno contiguo más bajo y alargado (con un color marrón y techos de madera muy bonitos) que yo siempre había creído que se llamaba Los Planetas y resulta que es Neptuno, se hicieron a la vez.

    ResponderEliminar
  6. Madre mía! que poquita arena tenía la playa por aquel entonces. Coincido con Heiko en que el rojo es uno de mis favoritos.

    ResponderEliminar
  7. Me he cogido la bici para verlos, seguro que la gente que vive en el rojo no conoce la historia !!!

    He aprovechado para ver la Rehab de la Rotonda, se estaba pudriendo.

    En el caso del edificio La Viña, están retirando el alicatado de la fachada, por el peligro que entrañaba, no veo mejor negocio que una empresa para rehabilitar todo esto.

    ResponderEliminar
  8. Los edificios con estructura metálica y con grandes voladizos y junto al mar tienen ese problema. Hay otro cerca de La Viña, que es la Torre Texas, al que le están poniendo pilares de 18 pisos de alturas, para aguantar las terrazas. Respecto a La Viña, es una pena que le quiten los azulejos (aunque hoy eran un poco horteras, pero representan a una época), pero no es el único, porque hay otros edificios de la misma empresa y del mismo arquitecto (el Complejo Manzanares y otro junto al Zafiro), que también se los han quitado.

    ResponderEliminar
  9. Tengo entendido que en el Complejo Manzanares residían (como su propio nombre indica) varios jugadores del Atletico de Madrid, la empresa era madrileña ??

    ResponderEliminar
  10. Pues no sé exactamente si era madrileña, pero no me extrañaría nada, ten en cuenta que la venta de apartamentos siempre ha estado enfocada en gran parte hacia Madrid. De hecho y pared con pared del Manzanares, está el Complejo Chamartín. Para contentar a todos :).

    ResponderEliminar

Si tienes que decir algo...escribe aquí y gracias por tus comentarios.